ELONGACIÓN ACTIVA DE ISQUIOTIBIALES

Acostarse boca arriba con una cadera flexionada sosteniéndola con las manos desde la cara posterior del muslo y la otra pierna estirada. Manteniendo la espalda recta y la cabeza relajada, contraer el core al realizar una mínima presión hacia abajo con la pierna que está en el piso. Estirar y doblar la otra rodilla, manteniendo las caderas con control, una a 90° y la otra estirada. Mantener 3 segundos el estiramiento y volver a la posición de relajación.